jueves, 31 de julio de 2014

Reservas Mundiales de Oro



Otra estupenda infografía del oro; en inglés. En este caso sobre las reservas de oro.

The Golden Tree: El Árbol del Oro



Continuamos con infografías originales; en inglés, sobre aspectos relacionados con el oro. 
En forma de árbol desarrolla de donde sale el oro y en que se utiliza.

The Golden Goose: El Ganso del Oro



Una muy bonita infografía; en inglés, sobre la evolución de los precios del mercado del oro.


Comprar lingotes y monedas de oro




Entrevista de la TV de la AEMP a Jaime Guitart, de Oro Express, una de las empresas españolas líderes en la compra y venta de oro en España. Oro Express es distribuidor oficial de PAMP SA (Produits Artistiques Métaux Précieux) una de las refinerías de oro y metales preciosos más grande y prestigiosa del mundo. 

“El oro físico representa seguridad porque la persona que lo compra, se lo lleva”, comienza explicando Guitart. 

Guitart recomienda tener en cuenta varios factores a la hora de comprar oro: “Principalmente quién es el productor de ese oro y quién lo comercializa. Hay que exigir siempre las máximas garantías. En este sentido, los productores con las máximas garantías son aquellos que vienen recogidos en la LBMA”, explica, refiriéndose a la London Bullion Market Association, la asociación de profesionales del mercado que operan con oro y plata más importante del mundo. 

Este experto asegura que “comprar oro en España es muy fácil”, a través de su página web o su número de teléfono pueden comprarse lingotes y monedas de oro,”exactamente igual que se compra cualquier otro producto a través de internet” y explica además que en la actualidad Oro Express recompra cualquier producto que haya vendido, “siempre y cuando se mantenga el buen estado del producto”, matiza.

Infografía de la minería del oro: el caso de Rusia



El protagonismo de Rusia en los últimos meses viene por su posición de dominio en determinados mercados de materias primas, especialmente en energía y metales preciosos. En las próximas líneas revisaremos la importancia de Rusia con una infografía dentro de un subsector del mercado del oro: la minería. 

Rusia guarda como un gran secreto el estado y la cuantía exacta de sus reservas estratégicas. Sin embargo, conocemos estimaciones de estas reservas y la importancia del negocio del oro. Comenzando por las mineras más importantes, encontramos a Olimpiada, perteneciente a la compañía Polyus Gold International y localizada en la región de Yeniseisk, la cual es la líder en producción del país con una producción (con datos de 2013) de 691.000 onzas. 

En segundo lugar se encuentra la mina Kupol, propiedad de la canadiense Kinross y con una producción de 550.188 onzas en el pasado año. Es la mina más septentrional de la Federación Rusa situada en el distrito de Bilibinsky. 

Otras minas como Blagodatnoye, Pioneer o las que posee Nord Gold tienen una producción por debajo del medio millón de onzas. 

Entre estas minas se encuentra una de las joyas del mercado: el depósito Sukhoi Log propiedad del gobierno de Moscú. Es una mina histórica que se encuentra cedida en este momento al grupo Freeport McMoRan’s con sede en Indonesia. 

Infografía sobre la minería del oro de Rusia a finales de 2013

Dentro del complejo de minas de Polyus, la mina Natalka está sufriendo severos retrasos por problemas de rentabilidad. Es un proyecto en el que están depositadas muchas esperanzas, con una estimación de producción anual de 1,5 millones de onzas. 

En la última década, la producción minera de oro en Rusia se ha incrementado de forma significativa. En 2004 se producían 5,10 millones de onzas mientras que en el momento actual se producen cerca de 7 millones de onzas. Esto, junto con el liderazgo en la producción de paladio y el poder de negociación en petróleo y gas, convierte a Rusia en un actor relevante y en clave ante un mundo occidental cada vez más polarizado. 


Fuente: Kitco News

Oro…entre política, geopolítica y monedas virtuales




El oro se mantiene en una situación estable desde hace unas semanas, en torno al umbral de los 1.300 dólares por onza, en un equilibrio provocado por las noticias que llegan desde EE.UU. y China, y la actualidad en Ucrania y la Franja de Gaza. 

El oro “sufre” la relativa fortaleza del dólar y los buenos resultados provisionales de las empresas de Estados Unidos, así como, la corrección en la demanda de oro físico desde China, que como se publicaba en OroyFinanzas.com, ha caído un 19% durante la primera mitad de 2014. 

Sobre esta corrección son muchas las explicaciones, desde un “final” a la fiebre del oro en el país asiático, o quizá consecuencia de la potente campaña contra la corrupción que se está llevando a cabo en el país, aunque no tenemos ninguna duda que esta situación es pasajera y, a medio plazo, los inversores chinos recuperarán su apetito. Un ansia sobre el control de la economía mundial que aspira a convertir el yuan en la tercera moneda más poderosa en 2020, tras el dólar y el euro. 

Y mientras China sitúa el oro y su moneda en el centro de sus políticas económicas, EE. UU. va un paso por delante, o por detrás, y continúa con su mirada puesta en el control de las divisas virtuales. El epicentro de este proyecto se sitúa ahora en el Estado de Nueva York, donde a propuesta del Departamento de Servicios Financieros, aprovecharán el verano para confeccionar el marco de obligaciones para las compañías que operan con estas divisas virtuales: desde campañas de información de los usuarios, establecimiento de un plan de ciberseguridad, registro de transacciones transparentes, etc. 

Tras una primera parte del año de crecimiento, la cotización del oro se encuentra en el ojo del huracán, una calma ficticia a la espera de hacia dónde evolucionen todas estas realidades que condicionan su valor en el mercado. 

Ante tal incertidumbre nuestra recomendación es siempre la misma. La inversión en oro debe verse como un proceso a largo plazo programado en el tiempo, evitando así la volatilidad de los mercados, y asegurando comprar a un precio medio, consiguiendo no pagar más de la cuenta en la protección de nuestra cartera de inversión. 

Lizette Paternina, directora general de Lingoro.com 


Fuente: Lingoro.com

martes, 29 de julio de 2014

¿Caminamos hacia el patrón de oro?



Ante la durabilidad y los efectos de la crisis, es una tendencia habitual mirar con nostalgia los modelos económicos del pasado. En los últimos años está cobrando fuerza la corriente que aboga por recuperar el patrón oro, esto es, el regreso a un sistema basado en el oro como valor de cambio. 

Los partidarios de que el patrón metálico retome su estatus como cimiento de la Economía argumentan que el actual sistema fiduciario, basado en la deuda, ha fracasado y que el papel moneda debe dejar paso a una materia con un valor real que permita al dinero cumplir mejor con su función de medio de cambio. 

Por su parte, los detractores del patrón oro recuerdan que si en su día se abandonó fue por su escasa eficacia. Defienden que los países que carecen de yacimientos de este metal precioso se verían en desventaja frente a aquellos que sí los tienen, y que el actual sistema es muy superior en términos de compromiso y credibilidad, ya que un Estado puede abandonar el patrón oro en cualquier momento sin cambiar su moneda. 

Hoy, en El Color del Dinero, nos acercaremos a los pros y contras de la restauración de este mecanismo de cambio. 







Los EEUU expropiaron el oro a su población




En la gran depresión de los años 30 del siglo pasado Roosevelt, por decreto, expropió todo el oro de la población de los EE.UU. a 20 dólares la onza. A partir de entonces, tener más de 5 onzas de oro en casa se convirtió en delito federal. Hasta que en 1971 Nixon desvinculó definitivamente el dólar del patrón oro. En resumen: un robo de dimensiones colosales

New Deal - Wikipedia, la enciclopedia libre 

Las medidas de política monetaria New Deal fueron: 

* Abandono del patrón oro para favorecer la exportación. Se acaba con la convertibilidad de los dólares en oro para los ciudadanos americanos: sólo los gobiernos y bancos mundiales podrán cambiar los billetes por oro. Se prohíbe a los americanos poseer oro, y el Congreso otorga al poder federal autoridad para fijar el precio del oro y confiscar las existencias de ese metal en poder de los ciudadanos. El dólar fue devaluado un 40%, y Roosevelt sabotea la Conferencia Económica de Londres de 1933, que tenía por objetivo acabar con los aranceles y restaurar el patrón oro. Sin embargo, al año siguiente, 1934, los Estados Unidos readoptan el patrón oro: a 35 dólares por onza en lugar de a 20. 

Recorte del programa "La casa de empeños" (capítulo 47) 


El Patrón Oro



Muy interesante y recomendable este vídeo norteamericano subtitulado en español sobre las diferencias entre el patrón oro y el patrón de moneda fiduciaria actualmente vigente.

El Banco Central de la India elimina restricciones al préstamo bancario con garantía de oro


El Banco de la Reserva de la India ha relajado las condiciones existentes sobre la emisión de préstamos de dinero respaldado con garantía de oro de joyería. Esta relajación se traduce en un aumento del límite de préstamos que los bancos pueden extender contra reservas de oro, tanto en forma de joyería como de orfebrería. 

Este movimiento enmienda a la plana la política hasta ahora seguida por la autoridad monetaria. El pasado 30 de diciembre, el Banco Central limitó el préstamo con garantía de oro a cien mil rupias. Este límite ha sido aumentado, aunque habrá que esperar a conocer la decisión final de la autoridad monetaria para saber cuál será la cuantía exacta de rebaja. 

La práctica de prestar dinero con garantía de oro es muy habitual en una economía como la india. Este tipo de préstamos suelen tener como método de amortización el americano, es decir, tanto el capital como los intereses se pagan a vencimiento del préstamo. 

Por el momento, lo que ha trascendido es que se mantendrá el porcentaje de capital que puede ser prestado con garantía de oro. Este porcentaje está fijado en el 75%, lo cual quiere decir que el prestatario sólo puede pedir prestado un 75% del valor del colateral extendido, en este caso el oro de joyería depositado. 

En cierta medida, el Banco Central está sirviendo de contrapeso de la política del nuevo gobierno de Narendra Modi, del cual se esperaba que redujera de una forma sustancial las trabas a las importaciones de oro pero que, finalmente, no lo ha hecho. Ante la cercanía de la temporada de bodas, los hindúes buscan oro por todo el país a la espera de obtener mejores precios que dentro de dos meses. Por ello, esta medida de la autoridad monetaria es un impulso importante a la circulación de oro. 



Peter Schiff: El “oro oscuro” es el verdadero mercado


El oro es el más simple de los activos financieros—o bien lo posees o bien no lo posees. Al mismo tiempo, el oro se encuentra entre los activos más privados. Una vez que uno lo guarda en la caja fuerte, en gran parte desaparece del mercado. A diferencia de los depósitos bancarios o las acciones, no hay manera de llevar la cuenta de la cantidad total de oro en manos de inversores individuales. 

Me gusta llamar a este concepto “oro oscuro”. Este es el verdadero mercado del oro, el más amplio que existe bajo la superficie de las transacciones que se llevan a cabo en los principales mercados de valores. Es imposible saber con precisión cuánto oro oscuro existe alrededor del mundo, pero sí sabemos que hace a las reservas “oficiales” de oro parecer insignificantes. Es por eso que yo no compro ni vendo oro basándome en las decisiones de John Paulson, o de JP Morgan Chase. Es una inversión a largo plazo que requiere de un profundo conocimiento de la naturaleza del dinero—y de lo poco que realmente importa el circo de medios de comunicación alrededor de Wall Street. 

Observando el oro oscuro 

Piensen en el oro escondido como la materia oscura. La materia oscura es una misteriosa sustancia que los científicos piensan constituye un elemento esencial de nuestro universo. Todo lo que sabemos es que el universo es de cierto tamaño y que una gran cantidad de su masa es inobservable—a eso es a lo que llamamos materia oscura. 

Todavía no hemos visto directamente la materia oscura. Sólo observamos fenómenos que sugieren que hay una sustancia que no vemos y que no podemos medir bien. 

Del mismo modo, el oro oscuro es un elemento esencial de la estabilidad financiera global. Pero la naturaleza extremadamente privada que lo hace tan valioso también hace que sea casi imposible de observar directamente. 

Pero de vez en cuando, por un breve momento podemos ver las corrientes subterráneas del oro oscuro. El pasado año, la Reserva Federal cometió un gran desliz y por un momento hizo un agujero por el que pudimos ver lo que estaba pasando con algunos de los mayores almacenes de oro oscuro del mundo. 

¡Gib mir mein Gold! 

Hace un año, la gran noticia fue que el Bundesbank, el banco central de Alemania, inició un proceso de repatriación de una parte de sus reservas de oro en el extranjero, incluyendo 300 toneladas almacenadas en el Banco de la Reserva Federal de Nueva York. 

La controversia comenzó realmente a finales del 2012, cuando Alemania simplemente quiso auditar sus reservas de oro en la Reserva Federal. Al negárseles el acceso, los alemanes cambiaron de proceder. Si no se les permitía ver sus tenencias, exigirían la custodia completa. En respuesta, la Fed dijo que lo cumpliría—¡en un plazo de siete años! 

A finales del 2013, un portavoz del Bundesbank informó que hasta ese momento sólo 5 toneladas habían sido transportadas desde Nueva York a Alemania, mostrando lo muy retrasada que estaba la repatriación. 

“Pero, espera”, algunos podrían argumentar, “el proceso de repatriación podría retrasarse, pero sabemos que el oro está allí. Las tenencias del Banco Central constituyen el oro más visible del mundo. Esas instituciones reportan sus existencias al mundo con regularidad. ¡El oro en la Fed no es oro oscuro en absoluto! ” 

Si eso es cierto y verdadero, entonces ¿por qué se le negó al Bundesbank que una tercera parte auditara su oro en las bóvedas de la Reserva Federal? Lo más cercano que hemos visto fue una auditoría interna por parte del Tesoro de EE.UU. el año pasado. Por supuesto, el gobierno de EE.UU. tiene el privilegio soberano de no responder a nadie más que a sí mismo, pero eso no produce estadísticas tranquilizadoras sobre las cuales uno pueda basar sus inversiones. 

Distracciones doradas 

La verdad es que no tenemos ni idea de las reservas oficiales de oro de los bancos centrales del mundo. Todo lo que la Fed tiene que hacer para convencerme de lo contrario es dejar que un tercero entre en sus bóvedas y cuente el oro. Han mostrado muchos papeles; ¡ahora que nos muestren el dinero (el oro)! 

Es muy simple contar barras de oro cuando existen. Y es claramente moral (y generalmente buen negocio) devolver los activos que se dan en confianza cuando el acreedor lo demanda. La renuencia de la Fed en ambos casos sugiere que hay más en esta historia de lo que se ve a simple vista. Afortunadamente, la veracidad de la Fed sobre sus tenencias de oro tiene poco impacto en el inversor de metales preciosos de largo plazo. Lo mismo ocurre con los contratos de futuros de oro y con el precio del día. Estos le afectarían poco si de casualidad se encontrara un cofre de dinero real enterrado en el patio. 

¿Por qué es importante que los inversores inteligentes guarden un poco de oro “enterrado” en su posesión? El escándalo de la repatriación de Alemania comienza a responder a esta pregunta. Las maniobras de la Fed de Nueva York son como el broche de oro de un mago—te distraen del verdadero truco que está realizando. O, en este caso, de donde se encuentran los más importantes almacenamientos de oro oscuro. 

China va por el oro 

Yo apostaría a que los bancos centrales occidentales están muy contentos de que los medios se hayan aferrado a la polvareda entre Alemania y la Reserva Federal. Esto significa que se está prestando mucha menos atención a las masivas reservas de oro no declarado que muchos observadores creen que China ha estado acumulando y que podría tener repercusiones nefastas para el sistema de reservas en dólares de EE.UU. 

China reportó por última vez sus reservas de oro en 2009, estimándolas en 1054 toneladas. En la clasificación oficial, esto pone a las reservas de China en el sexto lugar del mundo. Alemania ocupa el segundo lugar con 3387 toneladas métricas (o al menos eso esperan), y todas las naciones están detrás de Estados Unidos que dice tener 8133 toneladas métricas. 

Muchos especulan que en los últimos cinco años las reservas de China han crecido mucho más de lo que dicen sus cifras oficiales. Sin embargo, el People’s Bank of China (PBOC) está jugando sus cartas cerca de su pecho. 

El año pasado, un vicegobernador del PBOC trató de convencer al mundo de que sus reservas no habían cambiado mucho desde 2009. Explicó que el gobierno chino está manteniendo un límite en sus reservas de oro, ya que “si el gobierno chino comprara demasiado oro, el precio del oro podría elevarse demasiado, un escenario que haría daño a los consumidores chinos”. 

Pero un rápido vistazo a los datos que proporciona el gobierno chino demuestra que simplemente los números no cuadran. China es el mayor productor de oro del mundo, con un estimado de 437 toneladas de oro en el 2013—mucho más que su seguidor Australia, con sólo 259 toneladas. Además de eso, China importó mucho más oro que cualquier otro país del mundo en el 2013. Sólo vía Hong Kong, China importó 1.158 toneladas de oro el año pasado—un incremento de más del 107% respecto al 2012. Ese oro no sale del país en grandes cantidades. Sí, China es el mayor exportador de joyas de oro al mundo occidental, pero el valor de estas baratijas es insignificante en comparación con los miles de toneladas de lingotes que están creando e importando. 

Jim Rickards ha estimado que China probablemente haya estado agregando unas 1.000 toneladas por año a sus reservas desde el 2010, lo que significaría que en la actualidad cuenta con más de 4000 toneladas. Esa es una estimación conservadora. Documentos de Wikileaks afirman que China realmente importó más de 2.000 toneladas vía Hong Kong sólo en el 2011. Si ese es el caso, cuando China finalmente revele la cantidad de oro que tiene, pasará del sexto lugar al segundo, superando con facilidad a Alemania. Incluso podría hacer la competencia a los EE.UU. 

Saliendo a la superficie 

Ya no es un secreto que China prefiere un “mundo desamericanizado.” Independientemente de que sea el PBOC o el consumidor chino promedio quien acapare todo ese oro oscuro, los efectos serán los mismos cuando China decida que ya basta del sistema de banca central de dinero fácil por mucho tiempo dominado por el dólar de EE.UU. Ciertamente parece que el Este se está preparando para este final. Varias nuevas bóvedas de oro físico abrieron en Singapur el año pasado; Moscú ha lanzado recientemente un mercado de oro al contado; y Dubai está planeando un nuevo contrato de oro al contado para este año. No nos olvidemos de que la Bolsa de Hong Kong compró la Bolsa de Metales de Londres en 2012, y han habido rumores de que planean moverla físicamente a Hong Kong. Si China creara una nueva moneda que por estar respaldada por oro fuera de gran atractivo para sus socios comerciales internacionales, tanto su gobierno como sus ciudadanos se estarían balanceando hacia una riqueza y poder extremos de la noche a la mañana. Los estadounidenses, por otro lado… 

¿Tienes miedo a la oscuridad? 

Algunos inversores evitan el mercado del oro debido a su innata naturaleza no oficial. Pero en un momento en que los gobiernos se encuentran en una carrera para poner impuestos a todo lo que se mueve e inflar todo lo que imprime, la privacidad del oro se convierte en la diferencia entre preservar la riqueza o encarar la miseria. 

Desafío a mis lectores a preocuparse menos por los movimientos a corto plazo en el mercado de futuros de oro, o incluso por ver qué banco central tiene más reservas. Entiendan que el oro es un mercado amplio y global que ha sido testigo del auge y caída de innumerables imperios. La decisión es simple: o lo posees o no lo posees.

Peter Schiff 

Artículo original en inglés “The Dark Gold: Shedding Light on a Mysterious Market” (“El oro oscuro: Poniendo algo de luz sobre un misterioso mercado”) y cedido en exclusiva a OroyFinanzas.com por www.schifforo.com. 


La manipulación de la inflación y su impacto en el precio del oro


La inflación es uno de los problemas más perniciosos que aquejan a nuestra sociedad, pues no sólo deteriora el poder adquisitivo de la moneda y perjudica a la mayoría de las personas, sino que al distorsionar la estructura de producción causa estragos en el plano microeconómico. No es que haga subir únicamente el «índice general de precios », sino que desencadena lo que se conoce como «efecto Cantillon», que explica que la inflación distorsiona los precios relativos. Esto, a su vez, demuestra que cualquier medición de la inflación resulta insuficiente y arbitraria. Por desgracia, los gobiernos aprovechan cualquier ocasión para emplear dicha medición en su beneficio, y lo hacen de varias maneras. 

¿Qué es el efecto Cantillon? 

Los precios de los bienes tienen dos componentes: el monetario y el relacionado con el bien en sí. Ello nos permite entender la gran importancia que tiene el dinero, pues es la mitad de cada una de las transacciones que llevamos a cabo. Cantillon reconoció que el dinero no es neutral y que no existe un índice general de precios. Son los precios individuales los que suben o bajan. 

Cuando se crea dinero o crédito nuevo, normalmente en forma de nuevos depósitos bancarios, no es que «suba» un índice general de precios. Quienes disponen del dinero o del crédito recién creado tienen que acudir al mercado para hacer que los precios suban. Desde ahí, ese dinero va pasando de mano en mano y haciendo que algunos precios suban a lo largo del proceso. La última persona que lo recibe, sin embargo, se enfrenta a unos precios que ya han subido. La inflación es un juego donde hay ganadores y perdedores: unos pueden gastar el dinero de nueva creación en precios que aún no han se han ajustado al alza, y a otros no les queda más remedio que pagar precios más altos pese a que sus ingresos no han aumentado. 

El premio nobel Friedrich Hayek explicaba la inflación comparándola con la acción de verter miel sobre una mesa. Primero se forma un montículo, que representa a los que reciben el dinero nuevo en primer lugar. Poco a poco, la miel va extendiéndose por la mesa, lo que representa cómo el dinero de nueva creación pasa de mano en mano. Llega un momento en que la miel deja de extenderse. La inflación se detiene. Todos los precios han subido para reflejar la nueva estructura de precios que se ha creado. Algunos han salido ganando, otros perdiendo. 

Un conflicto de intereses 

Si esto no lo hiciese el gobierno, sino una empresa cotizada que hubiese contraído obligaciones de pago futuras de acuerdo con unos criterios que ella misma midiera sin verificación por parte de un tercero, quien recibiese ese dinero protestaría violentamente. Sin embargo, la mayoría de los acreedores del gobierno, pensionistas en su gran parte, parecen estar bastante tranquilos. 

Lo cierto es que el gobierno tiene buenos motivos para manipular las cifras de la inflación a su favor. En primer lugar, muchas de sus obligaciones de pago (las pensiones, por ejemplo) corrigen el efecto de la inflación con ese dato. Calcular la inflación a la baja reduce el importe efectivo de las cantidades que se desembolsan. En segundo lugar, los tramos impositivos se corrigen teniendo en cuenta la inflación. Al calcular la cifra a la baja, quienes reciben intereses por sus préstamos entran en tramos más altos pese a que su renta en términos reales no haya aumentado. Por último, la mayoría de los gobiernos emiten títulos de deuda protegidos contra la inflación, razón por la cual les conviene que la inflación oficial sea menor que la real. 

¿Cómo se calcula la inflación a la baja? 

Desde que se encargara a la Comisión Boskin (también llamada Advisory Commission to Study the Consumer Price Index) investigar una supuesta manipulación al alza de la cifra de inflación, se han introducido numerosos cambios en la forma de calcularla. Sin entrar en demasiados detalles, muchas de las partidas que componen el Índice de Precios al Consumo se ajustan de forma «hedonista». Aunque el Bureau of Labor Satistics no aprobaría mi sucinta explicación, un «ajuste hedónico» significa, básicamente, que cuando la gente deja de comer filetes porque es demasiado caro y pasa a comer hamburguesas, la cesta de bienes se actualiza. 

John Williams, de ShadowStats, ha calculado que el IPC actual es más de tres puntos porcentuales inferior si se lo compara con la forma en que el indicador se calculaba tan sólo hace unos años, en 1990. Si se lleva la comparación hasta 1980, la diferencia llega a superar los 7 puntos. 

Deterioro de la confianza 

En una primera instancia, la manipulación a la baja de la cifra de inflación reprime los precios del oro porque mantiene bajo el temor a la inflación, pero es una distorsión que puede acabar resultando contraproducente, pues en cuanto la mayoría reconozca que la pérdida de poder adquisitivo es mucho mayor y más extendida que la señalada por los indicadores del gobierno, es muy probable que la pérdida de confianza en la moneda resulte mucho más difícil de contrarrestar que lo que hubiera sido si las mediciones del gobierno se hubiesen ajustado más a la realidad. 

A la postre, los beneficios son a muy corto plazo, por supuesto, y cuando la situación se vuelve incontrolable llegan las razones por las que lamentar haber manipulado la inflación a la baja. 

Los precios del oro podrían dispararse 

¿Qué efecto tiene en los precios del oro manipular a la baja el índice de precios al consumo? Respuesta: que las expectativas de inflación disminuyen. Pero cuando el genio se escapa de la botella, cuando la gente reconoce que los precios están subiendo deprisa y que nada podrá impedir que lo sigan haciendo, la moneda puede desplomarse y entrar en crisis, lo que provocaría que se dispararan los precios del oro. El aumento de los precios debido a la inflación pudiera ser leve, pero eso es algo que podría cambiar muy deprisa. 

Como sentenció el economista Ludwig von Mises: «Se puede seguir generando inflación sólo mientras la gente siga creyendo que no va a continuar. Una vez que se comprenda que la inflación persistirá y que la unidad monetaria no dejará de perder valor, la moneda estará condenada». 

Olav Dirkmaat 

Olav es analista de metales preciosos en GoldRepublic (www.goldrepublic.es) y estudiante de doctorado en Economía en la Universidad Rey Juan Carlos en Madrid. Además es fundador de Hedgehog Capital (www.hedgehog-capital.com), un fondo de inversión que busca oportunidades de inversión en mercados en niveles extremos (sobre o infravalorados). 


lunes, 28 de julio de 2014

La demanda de oro en China cae a mínimos de dos años


La demanda de oro en China ha corregido de una forma importante por el aumento de los precios en un 8% desde principios de año. Según la Asociación China del Oro, la demanda de oro físico –lingotes, monedas y oro de joyería– ha caído un 19% en términos generales, pasando de 706 toneladas en el primer semestre de 2013 a 569 toneladas en el primer semestre del presente año 2014. 

Los inversores han vuelto a depositar su confianza en el oro conforme las tensiones geopolíticas han crecido desde principios de año. Dichos conflictos se extienden desde Rusia hasta Oriente Medio pasando por África. A ello se añade la revisión a la baja de las expectativas de crecimiento de economías como la americana o el sostenimiento de políticas de expansión monetaria en Europa o Japón. 

El año 2013 fue para el oro el mejor año de su historia en China, no siendo así en Occidente, el cual fue su “annus horribilis”. Desde abril de 2013, los precios del oro sufrieron un desplome provocado por las expectativas de fin del programa de compra de activos de la Reserva Federal denominado “Quantitative Easing” (QE). En términos acumulados, el precio del oro cayó un 29% y eso estimuló la compra de este metal en China como depósito de valor. 

Si desgranamos los diferentes componentes de la demanda de oro, observamos cómo la demanda de oro de inversión –lingotes y monedas– se ha desplomado un 62% mientras la demanda de oro de joyería (la cual supone el 60% de toda la demanda privada de oro en China) ha crecido un 11%, la misma cifra que la demanda industrial. El consumidor-tipo chino es aquél que compra pequeñas piezas de oro con un valor no superior a 1.000 dólares. 

Tras un 2013 extraordinario para el mercado del oro, todos esperábamos una corrección y ésta ha llegado. China se ha convertido en el primer consumidor mundial de oro y sigue acumulando oro a un ritmo considerable. Además, China es el primer productor de este metal. Los mineros han incrementado su producción en el primer semestre de este año un 9% hasta 211 toneladas, aprovechando el aumento de los precios. 


Fuente: Bloomberg

viernes, 25 de julio de 2014

Éxito y crisis del patrón oro


El patrón oro es un sistema mediante el cual el valor de la moneda de un país es legalmente definido como equivalente a una cantidad fija de oro. Este patrón vino a sustituir al patrón oro-plata, el cual generaba problemas de estabilidad debido al desequilibrio entre ambos metales. En el patrón oro la moneda en circulación está constituida por piezas de oro, o por billetes de banco (papel moneda) que las autoridades monetarias están obligadas a convertir, si así se les demanda, por una cantidad determinada de oro. Además, los individuos tienen la posibilidad de exportar e importar oro libremente. 

Cuando se usa el patrón oro se estabilizan, dentro de una estrecha franja, los valores de las diferentes monedas que aceptan el mismo. Veamos el ejemplo de dos países que han instaurado el patrón oro. En una situación en el que la diferencia entre importaciones (pérdida de oro) y exportaciones (ganancia de oro) es similar para ambos países, el flujo de oro queda compensado. Cuando se produce una situación de inestabilidad, es decir, si un país sufre déficit en la balanza de pagos el propio sistema tiende, de forma casi natural, al equilibrio como puede verse en el siguiente cuadro explicativo: 


Ante una situación de disminución de las reservas de oro por parte de un país, se contraen los precios en el mercado interno con respecto a los de otros países, lo cual alienta las exportaciones y reduce las importaciones, posibilitando así un flujo de oro en sentido inverso. Se genera de este modo, mediante el patrón oro, una compensación automática que provoca la estabilidad del sistema. 

El patrón oro comenzó a generalizarse en torno a 1870 y su aplicación produjo un gran desarrollo del comercio favorecido, además, por las innovaciones técnicas de finales del XIX que ayudaron a estabilizar los precios. Las exportaciones mundiales crecieron alrededor de un 50% entre 1873 y 1879, llegando este porcentaje hasta más del 100% entre 1899 y 1913. El patrón oro funcionaba bien, principalmente porque la facilidad del cambio favorecía las grandes migraciones las cuales atenuaban los desequilibrios entre los países. 

El estallido de la primera guerra mundial supuso la debacle de este sistema. Las destrucciones, la interrupción del comercio, la caída de las migraciones, la pérdida de protagonismo de Gran Bretaña (que había sido el gran estandarte del patrón oro) y el comportamiento atesorador de países como Francia y los EEUU (comportamiento que rompía el mecanismo autoregulador del sistema, al no dar salida a sus reservas) llevó a una situación de colapso. El patrón oro no podía funcionar sin la cooperación de los países que lo adoptaban. Mientras funcionó impidió que las naciones llevasen a cabo las políticas aislacionistas que disminuyen el comercio internacional y tienden a producir un estancamiento riguroso. Tras la caída del sistema surgieron rápidamente políticas nacionalistas discriminatorias, en particular devaluaciones recurrentes y un fuerte proteccionismo, que restringieron el comercio multilateral y ahondaron la crisis de los años treinta.


Curiosa aventura de Popeye el Marino del año 1931 
en el que salen algunas cosas que se aprendieron sobre hiperinflación 
durante la Gran Depresión



Fuente: Nada en Concreto.




¿Vuelta al patrón oro?


El oro continúa siendo motivo de debate entre los inversores. Incluso algunos sugieren volver al patrón oro. A finales del siglo XIX, este sistema establecía que el dinero en circulación estuviera limitado por la cantidad de oro de un país, de manera que pudiera ser convertido en la correspondiente cantidad de oro en cualquier momento. Aquellos países con déficit comercial, y que por lo tanto gastaban más en adquirir bienes del extranjero que lo que recibían por sus exportaciones, veían contraer su masa monetaria de forma automática. Esto provocaba bajada de precios, lo que hacía más atractivas sus exportaciones para el resto de países, mientras las importaciones se encarecían, ajustando el déficit. 

Los desequilibrios comerciales quedaban limitados a la expansión de crédito en países con superávit comercial y las contracciones en aquellos con déficit. Los tipos de cambio eran fijos, y cualquier desviación del nivel de precios de un país respecto al precio del oro provocaba entradas y salidas de oro hasta que la situación volvía a su equilibrio. Los países deficitarios debían controlar el consumo y proteger la parte de su capacidad productiva que le permitiera exportar más y corregir su déficit comercial. 

Se puede afirmar que el patrón oro era considerado un sistema para prevenir la injusticia social que suponía que la inflación devaluara los ahorros de la clase media, optimizando a su vez la distribución de la producción a nivel internacional. 

El patrón oro tomó diversas formas hasta derivar en el patrón cambio oro (la diferencia era que las divisas de los distintos países ya no se podían intercambiar por oro sino por el dólar y la libra, que sí mantenían su cambio en oro). Dicho sistema tampoco resistió debido al estallido de la Primera y Segunda Guerra Mundial y al gran gasto militar de Estados Unidos por la guerra de Vietnam. El último patrón oro, establecido en Bretton Woods en 1944, acabó en 1971 debido a la falta de consenso entre los países para mantenerlo vigente. 

El sistema del papel moneda reintroducido a partir de ese año permitía, como apuntaba Milton Friedman, más flexibilidad a los Gobiernos y bancos centrales, de manera que estos pudieran actuar en base a objetivos económicos (y no exclusivamente comerciales) e intervenir en casos de crisis. No todos estaban de acuerdo con la opinión de Friedman de permitir que fuera el mercado el que marcara los tipos de cambio de las divisas, ya que ello provocaría mucha volatilidad en los movimientos de capitales. La vuelta al patrón oro se ve como una solución integral a los últimos excesos monetarios. Su implantación presenta diversas dificultades, empezando por la limitada capacidad de ampliar de forma recurrente la oferta de oro en línea con el crecimiento económico global. También el enorme déficit comercial de Estados Unidos, el excedente de China (motivado en parte por mantener su divisa artificialmente devaluada), las continuas devaluaciones de algunos países para ganar competitividad y a la aparición de bloques regionales con intereses económicos y políticos comunes (precisamente el patrón oro debe ser un sistema común y aprobado por todos los países). 

La alternativa del patrón cambio oro sería otra posibilidad, bien a través del dólar como moneda de referencia (probablemente generaría recelo por parte de Europa y Asia, especialmente de China) bien creando una divisa supranacional que permitiera ajustar los desequilibrios de capitales, tal como apuntó Keynes en Bretton Woods. Pero de nuevo sería necesario un consenso a nivel mundial. 

La realidad, a pesar de la desaparición del patrón oro, es que los bancos centrales han seguido incorporando este activo como parte de sus reservas. Actualmente tienen 32.000 toneladas, según el World Gold Council, representando en algunos casos (como Estados Unidos y Alemania) más de la mitad de sus reservas totales. El incremento de stock de oro no ha sido proporcional al crecimiento de la masa monetaria, especialmente en los últimos años, cuando los bancos centrales han optado por incrementar sus balances comprando su propia deuda u otros activos e inyectando liquidez en el sistema financiero. Tomando como referencia los últimos datos disponibles de masa monetaria y reservas de oro de la FED, la aplicación del sistema patrón oro en Estados Unidos supondría un precio del oro cercano a ¡40.000 dólares por onza! (frente a los 1.350 dólares que cotiza actualmente). 

Aunque sea improbable recuperar el sistema en su forma original, es previsible que el debate para establecer mecanismos de control monetario que eviten los graves desequilibrios actuales y la volatilidad en los movimientos de capitales se mantenga, limitando asimismo el instinto humano de seguir gastando por encima de nuestras posibilidades. 


Fuente: Cinco Días 
Mark Harrison: Director de publicaciones de CFA Institute
David Gonzalvo: Miembro de CFA Society Spain.

¿Qué es el patrón Oro?





El patrón oro es una reliquia histórica que ha utilizado el hombre durante miles de años en forma de dinero para comercializar y comprar productos para su consumo, a continuación veremos un vídeo que nos ilustra todo sobre el oro y dinero por parte del economista Xavier Sala-i-Martin


Precio del Oro y Plata Suben por Tensiones Entre Rusia y Occidente


Precio del oro el lunes 21 de julio del 2014.

El precio del oro al contado subía 0.6% a $1,317 la onza troy, la Plata subía 0.94% a $21.08 la onza, el Cobre cotiza sin cambio a $3.165 la libra. 

Las tensiones afloraron de nuevo el fin de semana, sin embargo, como los EE.UU. niveló sus acusaciones más explícitos aún de la participación de Rusia en el derribo de un vuelo de Malaysia Airlines, y los esfuerzos posteriores de ocultar evidencia. 

Los líderes europeos amenazaron con ampliar las nuevas sanciones contra Moscú, con salida desde la tímida reacción inicial y que marca un punto de inflexión en el enfrentamiento entre Occidente y el Kremlin. 

"El agravamiento de la situación en Ucrania y entre los EE.UU. y Rusia seguirá apoyando el oro como el conflicto se ha trasladado a la palestra una vez más", dijo Sonia Hellwig y Florian Richardt al refinador de metales preciosos Heraeus.



Los bancos del Gold Fixing en Londres proponen métodos alternativos para fijar el precio


Bolsa de Metales de Londres.

Los bancos operadores en el mercado del oro de Londres (London Gold Fixing) han dado a conocer su opinión acerca del proceso de reforma de este mercado y proponen vías de solución para el establecimiento de un nuevo sistema de fijación de los precios. La propuesta común de los bancos HSBC, Barclays, Société Générale y Nova Scotia se basa en el establecimiento de un presidente y un administrador independientes para este mercado. 

Esta propuesta se ha hecho pública días después de que se pusiera en marcha la renovación en el mercado de la plata (London Silver Fixing), el cual también funcionaba con un sistema de doble llamada telefónica y cuyo cierre era inminente. Los adjudicatarios de la administración del nuevo mercado –CME Group y Thomson Reuters– pondrán en marcha un sistema de contratación electrónica mediante mecanismos de subasta (subastas de reloj descendente o subastas inglesas) y, con ello, eliminar los incentivos a la manipulación de precios hasta ahora existente y que está siendo investigada por los reguladores. 

Varios analistas, entre los que se encuentra el jefe de investigación de BullionVault Adrián Ash, creen que es necesario establecer un cambio similar al de la plata en el mercado del oro. El nuevo procedimiento de precios en la plata se pondrá en marcha el próximo 15 de agosto y servirá de espejo en el que mirarse a los bancos y operadores en el oro, si no es que antes ya se ha adoptado una solución para el denominado “Gold Fixing”. 

La importancia de estos cambios es excepcional, dado que se trata de un mercado que mueve anualmente 18 billones de dólares, más que el PIB de Estados Unidos y Alemania juntos. Es necesaria una renovación completa e íntegra que no se quede en un mero cambio cosmético, tal como asegura Mark O’Byrne, director de la compañía GoldCore. 


Fuente: Bloomberg

Peter Hambro muestra su “horror” por la manipulación de los precios del oro en Londres


Precio del oro el 7 de junio del 2012.

El presidente de la compañía productora de oro Petropavlovsk Plc (POG) Peter Hambro se muestra “horrorizado” por la manipulación de los precios que, según su opinión, se haría de forma evidente en el mercado de Londres. Las “alteraciones” en los precios del oro en la capital británica son especialmente importantes para un sector como el de la minería, ya que sus operaciones dependen del precio fijado allí. 

En una entrevista concedida a la agencia de noticias económicas Bloomberg, Hambro subraya que “cuando leo los informes que detallan lo que la gente ha estado haciendo allí, me horrorizo. Esto es algo muy relevante para la gente que trabaja en la industria. Es algo que utilizamos en un amplísimo sentido cuando vendemos nuestro oro y fijamos nuestros precios”. 

Los casos de manipulación en el mercado del oro se han multiplicado en los últimos meses. En el mes de enero, la autoridad reguladora británica multaron al banco inglés Barclays con 44 millones de dólares por intervención anticompetitiva en el proceso de fijación de los precios del oro en 2012. Esto adquiere una relevancia aún mayor en pleno proceso de reforma del sistema conocido como “Gold Fixing”

Tras la salida de Deutsche Bank por las constantes investigaciones de los reguladores y la falta de negocio, los bancos que quedan en el sistema –HSBC, Barclays, Nova Scotia y Société Générale– están siendo sometidos a un proceso de escrutinio más un cambio profundo en la fijación de los precios. Con toda probabilidad, el nuevo sistema se basará en un índice o benchmark de cotización continua en el tiempo y se fijará mediante un proceso competitivo de subasta, tal como se trabaja en la Bolsa de valores. 


Fuente: Bloomberg

miércoles, 23 de julio de 2014

El valor de las monedas de oro Soberana Victoria en el mercado numismático


Soberanos de oro de la Reina Victoria acuñados en la India.

Tras las caídas en el precio del oro entre los meses de abril y junio del 2013, la inversión en monedas de oro y plata ha resurgido con la ruptura entre el mercado del oro papel y el mercado del oro de inversión. En este sentido, los productos más preciados en el mercado son monedas más conocidas como Soberanos, tal como muestra el analista de banca de inversión Daniel Fisher. 

La valoración de las monedas Soberanos, especialmente monedas como la Victoria Sovereign, parten del precio al contado del oro. En función de cuál sea el precio al contado, el comprador y vendedor acuerdan un premio o un descuento y se aplica un factor de conversión de 0,2354 equivalente al peso de la moneda traducido a onzas. 

La valoración de estas monedas depende también de la fecha de emisión y las condiciones de conservación en las que se encuentren. Existe una clasificación de tres variedades de Victorian Sovereign, las cuales son extraordinariamente apreciadas por los inversores y coleccionistas, ordenadas de menor a mayor antigüedad: Young Head, Jubilee Head y Old Head. 

El premio sobre el precio de mercado se refuerza conforme la moneda es más antigua y está en buenas condiciones de conservación. En muchas ocasiones, distintas monedas con distintos momentos de emisión son valoradas de la misma forma en el mercado de segunda mano por deficiencias en su estado de conservación. En este sentido, es necesario insistir en un buen cuidado de estas piezas para que no pierdan valor en ningún momento. Los premios sobre el precio al contado pueden llegar al 75% e incluso dada la ruptura entre el mercado del oro papel y el físico, la fijación del precio puede no tener ninguna relación con el precio actual, sino que seguirá otros cauces y tendrá una valoración respaldada en la rareza o exclusividad de la moneda. 

En este caso de la Victoria Sovereign, los compradores óptimos son los coleccionistas, preferentemente los especializados en numismática y domiciliados en el Reino Unido. La localización es importante puesto que está en juego el pago de más o menos impuestos. En Reino Unido estas monedas están libres de impuestos, dado su carácter de oro de inversión. 

Quizá el principal problema es de información. Muchos tenedores de monedas tardan meses e incluso años hasta que encuentran coleccionistas, comerciantes de oro u operadores del mercado que aceptan la moneda con premios sobre el precio. Esto es cada vez menos común por el crecimiento de la demanda de oro físico de inversión. 


Fuente: Physical Gold

Los "pesos" de oro mexicanos


El “Centenario” de 50 pesos es la moneda de oro más conocida de esta época. Ninguna de las monedas de oro acuñadas en esos años tiene curso legal, pero se usa como medio de ahorro y, aparentemente en algunos casos, también para pagar a los consejeros de las grandes empresas cuando asisten a reuniones de consejo o de algún comité ejecutivo en México. 

El peso de oro podría considerarse el precursor del Libertad de oro. El peso de oro tiene una pureza del 90% (21,6 quilates) y el sobrante es cobre. 

10 pesos de oro (Hidalgo).

20 pesos de oro (Azteca).

100 pesos de oro (Centanario de la Indepencia).


El valor nominal de los pesos de oro, excepto para la moneda de 50 pesos, se indica con letras (20 = Veinte, 10 = Diez, 5 = Cinco, 2 1/2 = Dos y Medio, 2 = Dos). La moneda de más tirada son los 50 pesos de oro que entre 1921-31 y de 1944-47 se acuñó en 4 millones de unidades. De los 20 pesos de oro se acuñaron 2 millones de unidades de 1917-21 y en 1959. 


De los dos pesos y medio se acuñaron con el tiempo hasta cinco millones de unidades. En los años ochenta se hicieron acuñaciones nuevas del peso de oro. En el caso de los 50 pesos de oro se llegaron a acuñar hasta un millón de unidades. 


Fuente: © OroyFinanzas.com

martes, 22 de julio de 2014

Corrección técnica en los precios del oro con recorte de posiciones largas de los inversores


El derribo del avión de Malaysia Airlines en la provincia separatista de Donetsk en Ucrania, provocó la reacción de los valores refugio el pasado viernes, aunque ese efecto ya se ha ido diluyendo hasta este momento en que los inversores no creen que el suministro de las principales commodities se vea afectado por posibles sanciones a Rusia. 

En esta semana, tal como recoge el informe COT elaborado por el regulador del mercado de futuros de commodities en Estados Unidos, las posiciones largas en oro se han reducido un 8,5% por parte de los inversores institucionales, principalmente hedge funds. Esto coincide con la caída del precio un 2% la pasada semana tras casi 8 semanas consecutivas de subidas semanales. 

La subida de precios del oro desde principios de año, concretamente un 9,2% a cierre de la pasada semana, ha provocado una corrección técnica en las estrategias de los inversores. Las ganancias en el precio del oro superan a otros mercados como la Bolsa, los bonos u otras commodities salvo aquellas que han explosionado como es el caso del café, el cacao o el azúcar. La mejora de las expectativas de la economía norteamericana es la que ha conducido al precio del oro a caer la pasada semana. 

Los grandes inversores en fondos de cobertura creen que se está agotando el recorrido del oro, tal como señala Rob Haworth, inversor senior del US Bank Wealth Management, el cual opera con 120.000 millones de dólares. “Ya estamos viendo, probablemente, los extremos del sentimiento alcista en el mercado del oro”. 

Cuadro: Posiciones largas y cortas de oro en Informe COT (20 de julio de 2014) 


Fuente: CFTC 

La disminución de las posiciones largas en oro se corresponde con un aumento significativo de las posiciones cortas en un 32%. En el caso de los largos, las posiciones totales son 157.908 y las posiciones cortas, 25.937 contratos. 


Fuente: Bloomberg

sábado, 19 de julio de 2014

Los valores refugio reaccionan tras el accidente aéreo en Ucrania


En las últimas horas, el mercado de commodities ha experimentado importantes cambios debidos a noticias de última hora. En este momento, el precio de la onza de oro avanza en el entorno de los 1.317 dólares tras la caída de un avión de la compañía Malaysia Airlines en territorio de Ucrania. Desde el primer momento, las autoridades de Kiev y varios servicios de información han acusado a las fuerzas insurgentes de la autoproclamada “República de Donetsk” de estar detrás de este siniestro. 

El avión, con 295 pasajeros a bordo, se ha estrellado en el este de Ucrania en una ciudad llamada Sajtiorsk, a 50 kilómetros de la frontera con Rusia. Según algunas informaciones, el aparato posee restos de un impacto de misil. En la misma zona ya se han encontrado los primeros restos de los pasajeros completamente destruidos dada la altura a la que se perdió la señal con las torres de control, concretamente 10.000 metros de altitud. 

Desde hace varias horas, la televisión rusa se ha apresurado a decir que no puede tratarse de un artefacto lanzado por los separatistas pro-rusos ya que su tecnología y medios no permitirían lanzar un misil y que impacte con precisión a un avión comercial a 10.000 metros de altura. En las próximas horas conoceremos más detalles y el análisis que, en tiempo real, realizan buenos conocedores de la Europa del Este como es el caso de Abel Amón y los corresponsales de medios españoles destacados en la zona. 

En este momento, los separatistas y el gobierno de Kiev se intercambian acusaciones de quién ha derribado el avión. Este nuevo suceso podría poner de nuevo al borde de la guerra a Rusia y Ucrania, lo cual afectaría de una forma extraordinaria al comercio de materias primas como el gas, el petróleo, el trigo o el maíz. Los precios a futuro de estas dos últimas han escalado un 15% en media desde principios de año precisamente por el conflicto ruso-ucraniano. En el caso del gas o el petróleo, la calma de los últimos días parece verse alterada de nuevo. 

También están siendo afectadas inversiones relacionadas con el sector de la aeronáutica. Antes del cierre de Wall Street, las acciones de Boeing o American Airlines ceden más de un punto porcentual, tendencia que continuará en el After Hours. Poco tiempo después de la caída de los principales índices de Wall Street (el S&P lucha por no caer por debajo de los 1.960 puntos) la mayor OPV del mundo en este año, la compañía china Alibaba, ha anunciado que retrasa su salida a Bolsa hasta septiembre. 

Con respecto a los valores refugio por excelencia, el oro podría probar de nuevo la resistencia en 1.340 dólares por onza. En segundo lugar, el bono alemán a diez años sigue cediendo en términos de rentabilidad bajando en el entorno de 3,5 puntos porcentuales hasta situarse su rentabilidad en el entorno del 1,15%. Por último, el franco suizo se aprecia un 0,1% frente al euro y obliga al Banco Nacional de Suiza a salir de nuevo a comprar divisa extranjera para evitar una mayor apreciación de la divisa. 


Artículo escrito por: Javier Santacruz Cano

viernes, 18 de julio de 2014

Demanda del mercado del oro


La India, con una población de 1,2 mil millones de habitantes, es el mayor consumidor mundial de oro. El mercado potencial de la China es aún más grande, pero los Chinos sólo empezaron recientemente con la compra de oro. La participación del los Chinos en la compra del oro ha subido en los últimos años del 10% hasta el 22%. 

A finales del 2011, se puso en marcha en la China la bolsa de oro Pan Asian Gold Exchange (PAGE), en la que se comercia en el mercado internacional de futuros comercializables, entrando en competencia con COMEX y LBMA. Todos los futuros a través de PAGE estarán completamente cubiertos por oro físico y plata física, lo cual no es el caso en el COMEX y LBMA. 

Demanda mundial de oro.


¿De dónde proviene la demanda del oro? 

La industria joyera que sigue siendo de lejos el jugador más grande en el mercado de oro y, en comparación, la participación total de inversores en el mercado de oro sigue siendo muy mediana. Aunque la participación de los fondos cotizados de oro (ETFs) sigue siendo una fracción del mercado total de oro, la popularidad de los ETFs que se cubren con oro ha aumentado mucho en los últimos años. Pero son los lingotes y las monedas de oro que siguen tomando la mayor parte del mercado por su cuenta.

Demanda de oro (en toneladas).


Asignación limitada de oro 

La asignación total de oro en las carteras de inversiones en el mundo todavía es muy limitada. El oro toma por su cuenta un 0,7% por término medio de la asignación total. Los jugadores más grandes, los inversores institucionales como fondos de pensiones y aseguradores, todavía no participan en el mercado de oro. 

Asignación mundial del oro (en porcentajes).


Sector oficial 

Desde 2010, los bancos centrales están de nuevo interesados en la compra de oro, con el banco central de los EEUU como comprador más grande con más de 8.000 toneladas de oro. La presencia de la China todavía es escasa, pero vistas las grandes reservas de dólares, la China está construyendo rápidamente sus reservas en oro. También otros gobiernos, como el de México, Corea, Tailandia y Turquía han estado aumentando sus posiciones en oro. 

El precio actual del oro (precio al contado) 

Al igual que los demás metales preciosos, se indica el precio del oro en onzas troy (más o menos 31,1 gramos) o en gramos. Desde 1919, la asociación que fija los precios del oro es el London Gold Fixing. Esta asociación se fundó de la necesidad de fijar un precio para los contratos comerciados por los participantes de la bolsa de oro de Londres. El precio London Gold Fixing se acepta como el precio indicativo práctico en el mercado. Durante el primer Fixing en 1919, se fijó el precio del oro en 4,9375 GBP por onza troy. Para servir el mercado estadounidense, se introdujo en 1968 el 'afternoon fix', la fijación del precio por la tarde, con lo cual era posible fijar un precio también durante las horas de apertura de dicho mercado. Puesto que hoy en día se comercia en oro a distintos niveles, la cotización actual del oro fluctúa bastante durante el día. 

Volatilidad del precio del oro 

Históricamente y en comparación con otros tipos de inversión, la cotización del oro ha demostrado una volatilidad moderada. La cotización de la plata, por ejemplo, tiene un carácter mucho más volátil que la del oro. Los picos extremos de la cotización se nivelan por periodos prolongados de relativamente poco movimiento.




Fuente: Gold Republic

¿Cuánto oro hay en el mercado de oro?




De acuerdo con una estimación de la Sociedad Geográfica Nacional, unas 165.600 toneladas de oro se encuentran en la superficie y aún quedan unas 26.300 toneladas de oro bajo tierra. De todo el oro que ya ha sido extraído, el 98% sigue siendo disponible. Se recicla casi todo el oro que manufactura la industria y por la alta proporción entre las existencias y los flujos ("stock to flow ratio") se considera el oro una buena base monetaria. 

Cuando se junta todo el oro que se encuentra en la superficie, tiene una dimensión de unos 20 por 20 por 20 metros, lo cual mide una cancha de tenis. 


Fuente: Gold Republic

La demanda de metales básicos en China muestra escasos síntomas de recuperación


A pesar de varios signos positivos en la demanda agregada de la economía china, la demanda de los principales metales básicos sigue estancada. Así puede colegirse de los datos de comercio exterior publicados la pasada semana, en los cuales pudimos observar una nueva caída de las importaciones chinas de cobre, las cuales se han situado en su nivel más bajo desde abril de 2013. 

En las últimas semanas, un factor que está pesando en la cotización de los metales básicos es el fraude que está pendiente de esclarecer en la utilización de las reservas en el puerto de Qingdao. Estas reservas, utilizadas como colaterales de préstamos, están siendo investigadas tras comprobar la imposibilidad de liquidar contratos en los que una misma mercancía era colateral de varios préstamos de forma simultánea. 

Además del posible fraude en las reservas en Qingdao, existe otro elemento importante que condicionará la cotización de este metal en los próximos meses. Hace escasos días, la mayor compañía minera de cobre de Chile, Codelco, anunció la cancelación de varios contratos de suministro de cobre a empresas chinas (un total de 10.000 toneladas) por problemas de producción en una de sus minas para el segundo semestre de este año. De esta forma, Codelco quiere preservar un número mínimo de reservas para la segunda parte del año al igual que otras compañías como BHP Billiton, la cual ha retrasado varios envíos de cobre del tercer trimestre. 

Estos problemas de suministro con el principal proveedor de cobre de China, obligará a sus importadores a comprar cobre a precios al contado, los cuales han aumentado en los últimos meses un 10%. Además de problemas técnicos que pueden ser catalogados más o menos como puntuales, la minería del cobre en Chile se enfrenta a una profunda reforma, en la cual el papel de la compañía estatal Codelco es fundamental. El volumen de contratos cancelados representa el 3% del total de cobre a exportar a China en 2014. 

Por último, las restricciones en las importaciones tanto de Codelco como de BHP Billiton están llevando a tensiones en la formación de los precios. Las primas por comprar cobre en Asia se han incrementado hasta los 130 dólares por tonelada desde mediados de junio con respecto al precio de Londres. 

El problema de las reservas en Qingdao 

El fraude en las reservas de metales del puerto de Qingdao va camino de convertirse en un grave problema nacional en China. Fuentes del Gobierno han reconocido que los bancos chinos tienen una exposición de 20.000 millones de yuanes (aproximadamente 3.200 millones de euros) a compañías relacionadas con este fraude. Este nivel de exposición es extraordinariamente importante y afectará a las cuentas de estos bancos, ya de por sí contaminados de activos tóxicos en pleno proceso de ajuste de la economía. 

En este contexto, el quinto mayor banco de China, el Banco de Comunicaciones, ha interpuesto una querella contra la compañía Dezheng Resources and Mining por haber comprometido más de tres veces las mismas reservas para obtener préstamos por un importe de 2.700 millones de yuanes. A su vez, Standard Chartered ha demandado en los tribunales de Hong Kong a la compañía Chen Jihong, propietaria de Dezheng, con un coste económico que podría llegar a los 35,6 millones de dólares. Standard tiene una posición muy importante en metales como el aluminio en Qingdao, con un valor de 170 millones de dólares. 

El Banco de China, China Minsheng Banking Corp. y 15 bancos más han prestado a Chen Jihong por un importe de 14.800 millones de yuanes, tanto a la matriz como a las sociedades que cuelgan de ella. En los próximos tiempos saldrán, con toda probabilidad, más casos como éste, en un marco en el que se estima que hay 160.000 millones de dólares prestados mediante colaterales metálicos. 


Fuente: Reuters